BLOG

¿En qué se diferencian el transporte intermodal y el combinado?

El transporte intermodal y el combinado tienen en común que utilizan varios medios para mover las mercancías de un sitio a otro y son habituales en portes internacionales. Si se van  a enviar en avión, en barco o en tren, necesitan al menos otro tipo de vehículo para recorrer la distancia entre la fábrica y el aeropuerto, puerto o estación.

 

A nivel práctico, son completamente diferentes. Tanto lo administrativo como las responsabilidades y la gestión de las mercancías a transportar siguen procesos distintos. Al conocer en que consiste el transporte intermodal y el combinado, así como sus diferencias, se podrá encontrar la opción más adecuada para cada circunstancia.

 

 

¿En qué consiste el transporte intermodal?

El sistema intermodal es una categoría dentro del transporte multimodal. Para poder transportar bienes de esta forma solo es necesario un contrato y la única responsable es la operadora. Hay un interlocutor único que se encarga de todas las gestiones relacionadas con el desplazamiento de la misma mercancía.

 

Además, agrupa todos los bienes en unidades de carga. En consecuencia, lo que se gestiona, embarca y desembarca son los contendedores, semirremolques, etc. Esto minimiza el manipulado de las mercancías y limita su accesibilidad.

 

¿En qué consiste el transporte combinado?

El transporte combinado tiene tantos contratos como medios intervienen en el desplazamiento. En este caso, la responsabilidad sobre la mercancía recae en cada transportista en el momento en el que la carga está en su vehículo. Es frecuente cuando son necesarios varios medios (tierra, mar o aire).

 

Aquí, los bienes se embarcan por separado. Un ejemplo sería el transporte de automóviles, que requiere que cada elemento vaya por su cuenta en el camión, tren, barco, etc.

 

Diferencias entre ambos tipos

La principal diferencia de tener toda la mercancía agrupada en las unidades de carga es que no se manipulan durante el transporte. Lo que se mueve de un vehículo a otro es el contenedor. Por eso, en el transporte intermodal se minimizan los riesgos de robos, averías, pérdidas, etc. Por otra parte, al tener un único documento, los tiempos de tránsito, de carga y de descarga se reducen considerablemente en comparación con el combinado.

 

En el transporte intermodal es necesario tener infraestructuras desarrolladas para meter y sacar las unidades de carga de los medios de transporte. Especialmente en países en vías de desarrollo, donde es posible que no existan los sistemas adecuados, implicará un gasto extraordinario. Sin embargo, en el sistema combinado esto no es necesario ya que los bienes se mueven por separado.

 

En el transporte combinado, se tiene menos control sobre el proceso y la responsabilidad va cambiando a medida que los bienes avanzan hacia su destino, mientras que en el intermodal solo recae sobre una persona. Por eso, en la primera modalidad, es conveniente asegurarse de que se puede hacer un seguimiento exhaustivo de la mercancía. De esta forma, en caso de que exista un accidente o retraso, se podrá trazar el error y localizar un responsable al que reclamarle los daños y perjuicios.

 

En definitiva, dependiendo de cuáles sean las necesidades específicas, el transporte intermodal o el combinado darán soluciones para hacer llegar las mercancías a su destino.


Bienvenid@

Bienvenidos al Blog del Grupo Moldtrans, aquí encontrarás nuestras últimas novedades.
Únete a nosotros y síguenos a través de las RSS o vía email. ¡Estaremos encantados de tenerte cerca!

Tweets Recientes
Síguenos en Facebook