BLOG

El valor de las divisas y su impacto en la exportación e importación

El valor de las monedas de los países tiene un gran impacto en la economía. La exportación e importación no está ajena a estos cambios, cuyas consecuencias se dejan sentir con fuerza en los mercados comerciales. Las fluctuaciones en el valor de las divisas hace que los precios suban o bajen. Las autoridades monetarias de cada país o grupo, como es el caso de la Unión Europea, cuentan con políticas que afectan al valor de estas. En este artículo se analizará con detalle cómo afectan estas bajadas y subidas al comercio.

 

¿Cómo afecta el valor de las divisas?

El principal efecto es el incremento o disminución de los precios de los productos. De esta manera, los países se pueden enzarzar en verdaderas pugnas por reducir el valor de sus divisas. Con la devaluación, los precios de los productos de un país bajan frente al resto y esto hace que las exportaciones aumenten. Los compradores buscan los mejores precios, al fin y al cabo, el beneficio será mayor y se estará llegando a un número mayor de clientes.

 

exportación e importación

 

Estas subidas o bajadas pueden darse por la decisión de los gobernantes u organismos de un país, pero también por desequilibrios en la balanza comercial. Además, en el mercado interno se pierde poder adquisitivo en relación al exterior y se aumentan los precios creando una inflación.

 

Hasta hace relativamente poco, los cambios en el valor de las divisas se han usado como herramienta de regulación del mercado. Esto es debido a la globalización, la cual conlleva una reducción de los aranceles, los cuales gravan la entrada de productos, y la creación de tratados de libre comercio entre naciones. Sin embargo, en un mundo tan volátil como el presente los aranceles están volviendo a hacer acto de presencia como medida punitiva.

 

Una de las maneras de saber si un lugar es bueno para la exportación e importación es la paridad del poder adquisitivo. Este concepto refleja si una moneda está devaluada o sobrevaluada, a través de comparar los precios de un mismo producto en distintos países.

 

En definitiva, devaluar una divisa hace que esta se debilite y gane competitividad en el exterior. Es un recurso al que se recurre cuando una economía está estancada o retrocediendo. Sin embargo, cuando se aprecia una moneda, esta se fortalecerá frente al resto. De esta manera, los compradores tendrán que pagar más para adquirir artículos pagados en esa divisa y suele ser muestra de una economía que no depende del comercio.

 

Conclusiones

Las fluctuaciones en el valor de las divisas afecta de manera capital a la exportación e importación. Con una moneda devaluada los productos son más baratos y el comercio exterior se incrementa. Por el otro lado, una moneda fuerte hace que el comercio disminuya con el resto de países al perder competitividad. Los precios son más caros y los compradores siempre están ojo avizor para encontrar el mejor lugar donde hacer negocios. De esta manera, mantenerse informado del estado de las divisas es la estrategia a seguir.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Bienvenid@

Bienvenidos al Blog del Grupo Moldtrans, aquí encontrarás nuestras últimas novedades.
Únete a nosotros y síguenos a través de las RSS o vía email. ¡Estaremos encantados de tenerte cerca!

Tweets Recientes
Síguenos en Facebook