BLOG

Slotting: buscando un aprovechamiento estratégico de los espacios

Los servicios logísticos son una parte fundamental del mercado actual. La globalización ha conllevado a su explotación y mejora cada día con el objetivo de que sean más eficientes. Uno de los puntos clave de este tipo de servicios es el aprovechamiento de los espacios de almacenaje.

 

Para ello, se usa el conocido como slotting, un término amplio que incluye una serie de características acerca de la distribución y almacenaje de las mercancías. Gracias a su aplicación, se consiguen una serie de ventajas en el desarrollo de la actividad de la empresa logística.

 

slotting

 

Qué es el slotting

Lo primero de todo es conocer el concepto al que hace referencia esta palabra. Se trata de la forma estratégica en la que se distribuyen las mercancías a lo largo del almacén. El objetivo es mejorar la eficiencia y conseguir que todas las tareas que se desarrollan sean más productivas.

 

Gracias a su uso se consigue un mayor aprovechamiento de los espacios y un ahorro de tiempo y costes. Para ponerlo en práctica es necesario establecer unos criterios de slots para situar los mejores más cerca del sistema de picking y los malos más alejados.

 

La técnica ABC

Se trata de una de las técnicas más comunes para situar el inventario en el almacén y darle la importancia a cada slot. Se clasifican en función de unos criterios personalizables para posteriormente distribuir los espacios dándole prioridad a los que cuentan con un mayor porcentaje de venta.

 

Beneficios del slotting para una empresa de logística

Aplicar esta técnica permite contar con una gran cantidad de beneficios a la empresa. Conocerlos es una manera de comprobar la rentabilidad de aplicarlo en el almacén de cualquier tipo de empresa.

 

Utilización de espacios

En primer lugar y el beneficio más evidente es el uso eficiente del espacio de almacenaje. Se trata de una forma de evitar riesgos como la infrautilización de la superficie de almacenaje. Gracias a esta técnica, se consigue un reflejo mayor de la eficiencia. Además los procesos de abastecimiento y preparación de envíos resultan mucho más cómodos.

 

Trazabilidad de los productos

Al clasificar los productos siguiendo unos criterios como el tamaño, el peso o el material del mismo se consigue una mejor conservación de los mismos. También se logra reducir el número de incidencias que se registran debido a deterioros u otros motivos. Se consigue un almacén mucho más seguro para los productos que se almacenan en él.

 

Rentabilidad de los procesos

Finalmente, los procesos que se realizan en el almacén son mucho más eficientes y por lo tanto mucho más rentables. Afecta a dos ramas diferentes; por un lado los trabajadores realizarán rutas de recogida de artículos más eficientes y, por otro, los suministros necesarios para el desarrollo del almacén se reducirán.

 

Optimizar el almacén reduce costes

Apostar por una correcta distribución del almacén dentro de los diferentes servicios logísticos permite lograr una mayor eficiencia en el desarrollo de la actividad. También es una herramienta imprescindible para lograr la reducción de costes y conseguir que la empresa tenga unos procesos más fluidos.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Bienvenid@

Bienvenidos al Blog del Grupo Moldtrans, aquí encontrarás nuestras últimas novedades.
Únete a nosotros y síguenos a través de las RSS o vía email. ¡Estaremos encantados de tenerte cerca!

Tweets Recientes
Síguenos en Facebook