BLOG

Recargos del transporte marítimo internacional

Cuando se contrata un transporte marítimo internacional, hay que asumir una serie de pagos. Además de los aranceles o derechos de aduana, hay unas tasas menos conocidas. En el artículo se enumeran y se explica el funcionamiento.

 

Recargos y tasas a pagar en contenedores marítimos

Este es un listado de recargos (surchages) que quizás no se conocen demasiado pero que es importante tener en cuenta. De lo contrario, es posible que el coste total del flete se encarezca y resulte inviable. El problema está en que esta cantidad, aunque cuantitativamente menor, es mucho más variable. Estos son los casos más comunes:

 

transporte marítimo internacional

 

1. VGM

Verfied Gross Mass (VGM) es un recargo que se aplica porque, desde 2016, hay la obligación de pesar y medir los contenedores. Para realizar esta gestión, hay que pagar una pequeña tasa adicional.

2. OOG

La mayoría de los contenedores tienen unas medidas estándar. ¿Qué sucede cuando estas se exceden? Se aplica la tasa Out Of Gauge (OOG). La naviera lo repercute en la empresa que contrata el flete. Los contenedores flat rack u open top son las alternativas que más se utilizan. No se cobra siempre.

3. Derechos de muelle

Este recargo lo aplican las navieras por el espacio que se utiliza. Suele haber un baremo fijo, de manera que es más fácil anticiparse a lo que se va a pagar. Lo normal es que siempre se cobre, aunque se desconozca que se aplica.

4. OWS

Este recargo, denominado Overweight Surchage (OWS), se aplica a los contenedores pesados. Por regla general, es para contenedores de 20 pies y lo cobra la naviera.

5. HEA

Cuando hay una carga pesada, se incluye este recargo. El Heavy Lift (HEA) lo cobran aquellas compañías que tienen que utilizar grúas.

6. IMO

Algunas mercancías tienen un peligro potencial. Por eso los operadores toman la decisión de cobrar un recargo adicional. El recargo International Marine Organization (IMO) minimiza el riesgo de la compañía.

7. SEC

En todo puerto o muelle hay que mantener unas medidas de seguridad básicas. El gravamen Security Fee (SEC) lo establece la terminal a la naviera y esta lo repercute al cliente.

8. WAR

En ocasiones, hay que tomar precauciones cuando se transita en zonas con conflictos bélicos o piratería. El War Risk (WAR) es el baremo que permite tomar medidas de seguridad adicionales a la naviera.

8. Corrección del BL

Cuando hay que cambiar algún dato del conocimiento de embarque (Bill Landing) la naviera cobra una tasa. Por esta razón, es conveniente enviar la información correcta desde el principio.

9. EIS

Las navieras hacen un negocio y, a veces, las exportaciones van a destinos con pocas posibilidades de retorno. Cuando esto sucede, se aplica el Equipment Inbalance Surchage (EIS) para equilibrar los costes.

 

10. Tarifa de liberación

En este caso, las navieras ponen esta tasa al consignatario para que pueda retirar la mercancía. Se aplica en el punto de destino.

 

Conocer los posibles recargos que se pueden incluir es conveniente para no llevar sorpresas desagradables. Una empresa especializada en transporte marítimo informará con antelación para que el calculo del coste total del flete sea el correcto.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Bienvenid@

Bienvenidos al Blog del Grupo Moldtrans, aquí encontrarás nuestras últimas novedades.
Únete a nosotros y síguenos a través de las RSS o vía email. ¡Estaremos encantados de tenerte cerca!

Tweets Recientes
Síguenos en Facebook