BLOG

Las empresas de logística y su relación con las nuevas tecnologías

La cuarta Revolución Industrial, la industria 4.0, trae consigo un nuevo escenario donde la logística inteligente será la palanca para crear un futuro a la medida de las preferencias de los clientes. Esto añade una creciente exigencia para aumentar la velocidad y precisión de entrega en las cadenas de suministro, que, además, deberán ser más justas y responsables.

 

La aplicación de la inteligencia artificial, la automatización y la analítica inteligente permitirá evolucionar desde un formato reactivo hacia un modelo proactivo y predictivo. Esto incluye sistemas de autoaprendizaje (o aprendizaje automático). El principal reto de los proveedores logísticos será contar con la flexibilidad necesaria para reaccionar a los cambios a tiempo y ayudar a sus clientes a que se anticipen a los acontecimientos y los cambios en el sector.

 

Actualmente, la innovación logística avanza inexorablemente hacia la digitalización y las tecnologías que están transformando el diseño de las cadenas de suministro que se orientan sobre todo hacia la logística autónoma, por ejemplo, mediante vehículos autotripulados o drones que reparten paquetes, y los vehículos sin conductor, desde montacargas a camiones autónomos.

 

supplichain

 

La gran transparencia llegará con el Internet de las Cosas, que permite conectar cualquier objeto a internet y crear cadenas logísticas más fiables y eficientes. En el año 2020 se estima que más de 50.000 millones de objetos estarán conectados a internet. Otras tecnologías que también transformarán la cadena de suministro serán la realidad aumentada con gafas inteligentes y los robots más ligeros, más fáciles de programar y más asequibles. Estas tecnologías permiten una mejor colaboración entre el hombre y la máquina en las tareas más repetitivas y con una mayor exigencia física, ofreciendo grandes mejoras en la productividad.

 

 

Otra revolución que se producirá gracias a internet es la logística en la nube, basada en el software y los servicios bajo demanda y con pago basado en el uso. A esto se suma el Big Data, que ofrece funcionalidades de analítica inteligente de datos que permiten la optimización de capacidades, la mejora de la experiencia del cliente y la reducción de riesgos. Por otro lado, los identificadores digitales como las marcas de agua digitales y las etiquetas inteligentes desechables, junto con la biometría, aumentarán la visibilidad, la trazabilidad y la seguridad en las operaciones de la cadena de suministro, simplificando la gestión de los inventarios.

 

Finalmente, la tecnología ponible (“wearables”) y los exoesqueletos mecánicos minimizarán los riesgos para la salud y apoyarán a los trabajadores en la ejecución de los procesos con innovaciones como la ropa inteligente, los brazos biónicos y las lentes de contacto inteligentes.
 

Estas tendencias clave transformará las empresas de logística en los próximos cinco o diez años, y es vital que los actores de la cadena de suministro asuman estos cambios y valoren las implicaciones de tendrán para su negocio, porque estas tecnologías les permitirán competir con más éxito.

 

Javier Montoro
Director Logística Levante
Grupo Moldtrans

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Bienvenid@

Bienvenidos al Blog del Grupo Moldtrans, aquí encontrarás nuestras últimas novedades.
Únete a nosotros y síguenos a través de las RSS o vía email. ¡Estaremos encantados de tenerte cerca!

Tweets Recientes
Síguenos en Facebook